miércoles, 4 de noviembre de 2009

Una propuesta sobre la mesa

El ensayo que publica "Nexos" de Jorge G. Castañeda y Héctor Aguilar Camín bajo el título "Un futuro para México" (puede leerse haciendo clic aquí), tiene una gran virtud:
Es, por fin, una verdadera propuesta integral de transformación.
No es, al menos en apariencia, uno de esos "manifiestos" colectivos de un grupo de cuates en busca de chamba.
Lo mejor que tiene es el diagnóstico; lo más débil: la estrategia para cambiar. Es más: No hay estrategia, sino entusiasmo voluntarioso.
Señala los problemas - la mayoría de los problemas de México como Nación, aunque tal vez no todos-, pero sospecho que desdeña los costos asociados a la realización de sus propuestas. Es mucho más fácil decir que hacer y a quienes escribimos y opinamos públicamente siempre se nos hará, no sin algo de razón, ese reproche.
En fin, hay que leerlo, discutirlo, enriquecerlo, destrozarlo si se quiere, pero con argumentos.

Es una propuesta sobre la mesa. Y eso ya es ganancia, en un país de ocurrencias.

¿Encarecer las triquiñuelas?

Por cierto y mientras tanto, sólo puedo confesar mi perplejidad. El fin de semana, tras la aprobación del capítulo de ingresos del Programa Económico 2010 en el Senado, quedé con la impresión de que nuestra democracia no es tan desastrosa como solemos decir; intuí que al menos los arreglos institucionales (el Senado es uno de ellos) estaban sirviendo para encarecer las triquiñuelas, para dificultarle las cosas al imperio tenebroso de las transas...Hoy, cuando otra vez parecen atoradas las cosas (los diputados, por ejemplo, revivieron la ocurrencia de postergar para los nuevos participantes en el negocio de la telefonía celular, el pago de derechos al Estado por el uso del espectro) ya no tengo tanta fe en que nuestra democracia sirva para encarecer las triquiñuelas. Desesperanza. Confusión. ¿Por qué no dicen claramente los promotores de estos asuntos oscuros qué hay detrás y qué pretenden?

Habrá que ver.

Etiquetas:

15 Comentarios:

Blogger William Gilmore dijo...

Luego de una primera lectura al artículo de Castañeda y Aguilar Camín, entiendo que su propuesta es: un país muy integrado a América del Norte + una democracia liberal y honesta + una economía de mercado eficiente, que atraiga la inversión y fomente el ahorro y la productividad, con pocas trabas, pero a la vez muy vigilada por la Comisión de Competencia + un gran estado de bienestar financiado con un IVA generalizado.

Efectivamente, todo muy bonito y bien intencionado. Me parece que el problema principal es que no hay en este país eso que llaman capital social o confianza mutua: todos los mexicanos desconfiamos del resto de los mexicanos (y no sólo de los políticos, los burócratas y los policías, sino, literalmente,... de todos, o casi de todos). No creo que pueda acumularse ese capital social en un país tan grande e -históricamente- tan corrupto y maleado. El camino no es un México, sino muchos Méxicos. Secesionismo. Acabar con el pacto federal. Así como hay que abolir el mito de que el petróleo y la luz debe ser de todos los mexicanos, también hay que abolir el mito de que la nación mexicana sólo puede tener un gobierno o un cuerpo de leyes, y sólo uno. La confianza mutua se genera y se regenera a nivel local, entre familias, entre vecinos... no mediante decretos y discursos de candidatos o presidentes.

noviembre 04, 2009  
Blogger axa dijo...

interesante propuesta william, pero ¿cómo se mide la confianza? ¿algún índice o parámetro? ¿o será acaso que no existe nada más porque tú decretas que no existe?

me da mucha curiosidad la idea, nada más arguméntala por favor.

si a percepciones personales nos vamos, el país va a toda madre. no puedo con tanto trabajo, se me amontonan los contratos y las propuestas. pero sería un poco ingenuo pensar que todos los mexicanos están en esa situación.

noviembre 05, 2009  
Blogger William Gilmore dijo...

Es intuición pura, Axa. No hay manera de medirlo.

Lo único que digo es que en lugar de una federación mexicana haya una confederación mexicana (de la que los estados puedan separarse cuando lo deseen). ¿Es pedir mucho? Si ya hay voces clamando por "refundar México" ¿por qué no aprovechar y desintegrarlo en muchos Méxicos chiquitos y prósperos, en lugar de uno solo, grandote pero jodido?

Lo pequeño es hermoso... y es más estable, tranquilo, bien organizado. También hay ratas dentro de lo pequeño, pero al menos todo mundo sabe quiénes son y dónde se esconden. ---Hoy en día, como está México, ni siquiera sabemos quiénes son los que nos roban. Nos limitamos a culpar a la clase política en general, a los partidos en general, a los sindicatos en general, etc... y ellos se echan la pelotita unos a otros. Total, nunca hay culpables.

noviembre 06, 2009  
Blogger Antar dijo...

Gilmore: tu liberalismo me parece un poco convenenciero. No a las reglas globales, pero sí al segregacionismo?
La humanidad no necesita (ni puede ya) estar pensando en "mejor separados que juntos, porque juntos somos un desmadre". Eso ni la tendencia poblacional, ni las consecuencias climáticas ni la finidad de nuestro planeta lo permite.
Estoy de acuerdo en que sea un derecho, pero no en que sea lo mejor. Pedirlo porque lo actual no funciona es equivocar el objetivo.
Si México no funciona es porque su historia de ignorancia, sometimiento y dependencia per sé no lo ha permitido, y no porque "algunos" sean los malos y "otros" los buenos.
Recuerdas la película "La Playa"?... bien, pues imaginemos que haces tu aldea (con todo el derecho que el liberalismo te concede) debido a que ya no crees en las reglas del mundo actual. Todo bien hasta que sale un "líder" que piensa diferente... y libres y tolerantes como son, le permiten pensar, decir y actuar como él decida... pues el señor empieza a convencer a un sector de dicha aldea que porqué no hacen lo mismo... que hagan su propia aldea... eso sería un cuento de nunca acabar tipo Matrushka no?... o peor: que mejor le den reversa a la idea, y que se anexen a algún país, o a otra aldea...
¿Dónde empieza y acaba esta pelea de visiones de convivencia humana? ¿Las toleras a todas o solo a las que sean como la tuya? Si las toleras a todas la idea se tuerce... y si no, entonces el liberal se quedó en la idea, y en la realidad quedó sólo el autoritario.
Creo que el liberalismo REAL aparecerá el día en que entendamos todos que desde cualquier filosofía, ideología o religión, todos somos parte de lo mismo, y actuemos en consecuencia.
Con libertad total... y la conciencia y tolerancia para ejercerla.
Saludos.

noviembre 06, 2009  
Blogger William Gilmore dijo...

Antar, dices

La humanidad no necesita (ni puede ya) estar pensando en "mejor separados que juntos, porque juntos somos un desmadre". Eso ni la tendencia poblacional, ni las consecuencias climáticas ni la finidad de nuestro planeta lo permite.

Pues la humanidad debiera aprender de las FAMILIAS. Incluso ahí, dentro de las familias, donde el amor y la tolerancia y la comunidad de bienes prevalecen, llega un punto en que es mejor separarse. Cuando las familias crecen (los hijos se casan, aparecen los yernos, las nueras, niños nuevos, etc), es mejor que haya separación física y "jurídica". Básicamente, para evitar pleitos y evitar free riders. Siguen juntos, se siguen queriendo... pero cada uno en su casa y con sus propias normas caseras. Si este ejemplo REAL no te convence de que "Juntos pero separados" es lo más sabio y prudente, nada podrá convencerte.

¿Qué propones tù? Por lo que veo, tu propuesta es: hagámonos liberales de verdad, seamos buenos, tolerantes y ecologistas, entendamos que todos vamos en el mismo barco, quizá hasta deberíamos tener un gobierno mundial con líderes honestos y parlamentarios inteligentes... y listo: todo irá bien y todos seremos felices. ---Pero no, mi estimado. Eso no funciona. No funciona entre los que se quieren (las familias); ¿còmo, pues, va a funcionar entre los que NO se quieren (la humanidad entera, o países enteros)?

Si México no funciona es porque su historia de ignorancia, sometimiento y dependencia per sé no lo ha permitido, y no porque "algunos" sean los malos y "otros" los buenos.

No es sólo la historia. También es la democracia representativa, la sobrelegislación, o el permitir que unos pocos administren los recursos de muchos. Imagina, en cambio, que en Mx se admite el derecho a la secesión. A partir de ese momento, el Legislativo y el Ejecutivo deberán actuar con mucha prudencia si quieren evitar las separaciones de los diversos estados. Ahora deberán sopesar ese riesgo. Es una forma de obligarlos a hacer bien su trabajo. ---Un problema, sin embargo, es que la Constitución actual no indica cuál es el procedimiento para separarse de la federación. Y jamás lo indicarán, pues no le conviene al Poder.

Recuerdas la película "La Playa"?

No vi la película, pero entiendo el punto. Mi respuesta es: si un estado mexicano reclama su derecho a la secesión, POR COHERENCIA deberá permitir la secesión (de municipios o ciudades) dentro de su propio territorio. También es una forma de obligar a los congresos estatales y gobernadores a hacer un buen trabajo.

¿Dónde empieza y acaba esta pelea de visiones de convivencia humana? ¿Las toleras a todas o solo a las que sean como la tuya? Si las toleras a todas la idea se tuerce... y si no, entonces el liberal se quedó en la idea, y en la realidad quedó sólo el autoritario.

Mi ideal último no es la anarquía, sino la panarquía.

noviembre 06, 2009  
Blogger Antar dijo...

Ok. Pero hay una incongruencia. Para estados así, existe la necesidad de una conciencia plena de parte de la población. Y una población consciente no necesariamente busca la segregación, sino más bien la integración a través de la conciencia colectiva, válgase la redundancia. No se puede buscar un mundo consciente con un tenue límite de límites en un pequeño rincón del planeta.
No sé si sea una causalidad, pero en Europa, cada vez más integrada, la ley se cumple, mientras que en América, cada vez más desintegrada (y en casos secesionista), la ley se tiene que hacer cumplir (empezando por EEUU).
Como ya comenté, estoy por el mundo libre, tanto en su escencia como en sus decisiones. Pero la circunstancia no permite desgraciadamente las libertades que mis ideas sueñan, ya que si se implantaran "por derecho", el perjuicio colectivo, en un mundo aún muy inconsciente, serían nefastas.
Repito: estoy a favor, pero sólo en la idea. La brutalidad de la realidad me impide pretender su implantación en un futuro cercano.
Saludos.

noviembre 09, 2009  
Blogger William Gilmore dijo...

estoy a favor, pero sólo en la idea. La brutalidad de la realidad me impide pretender su implantación en un futuro cercano.

Ya veo: SÍ, pero mejor NO.

Otro pragmático de la escuela mediniana.

noviembre 09, 2009  
Blogger Antar dijo...

¿Eso del copy/paste es para asegurarte de que quede claro? ¿O para hacerme ver como un qué? Lo pregunto porque parece que se te olvida que es un foro de comentarios seguidos que sólo se pueden leer en una secuencia en donde salen los comentarios anteriores, y en un blog en donde sabemos sobre qué tratamos, y no creo que andar desmenuzando frases por separado sea la idea última de ésto. Pero en fin...

Sobre tu comentario, quizás tienes razón.

Sin embargo, no creo que los que estamos comentando y proponiendo acciones y/o reglas para funcionar mejor estemos dejando de "soñar" con un mejor México... Pero sólo el pragmatismo consciente te puede llevar a la culminación real de los sueños.

Y quizás yo sí, pero RMM muy inconsciente no me parece.

Como diría Ruíz Soto: "La cabeza en el cielo, los pies en la tierra... y las manos en el trabajo".

Saludos.

noviembre 10, 2009  
Blogger William Gilmore dijo...

¿Hay algo anti-pragmático en que la constitución mexicana reconozca el derecho a la secesión y defina el procedimiento?

noviembre 11, 2009  
Blogger Antar dijo...

Ahorita?...

No sé... pregúntale a Noroña, a AMLO, a Ebrard o a Narro qué harían si tuvieran la posibilidad de quedarse para sí los territorios que controlan políticamente...

O a los regios para no tener que seguir dependiendo de la basura política del centro...

Lo que está haciendo Esparza y sus manifestantes a sueldo es ilegal, y no pasa nada... yo creo que más tardarían en promulgar ese "derecho" en la constitución, que más de 15 políticos en empezar a engañar a la gente para quedarse como reyezuelos en ciertos estados...

Repito: tal derecho, sin ser a mi juicio el camino que debamos seguir como humanidad, sí es una idea entendible, y quizás hasta deseable en la libertad. Sin embargo, ahorita como país no creo que sea pertinente, ya que no sabríamos manejar tal libertad, y podría esto ser un desastre...

Saludos.

noviembre 11, 2009  
Blogger William Gilmore dijo...

Ahorita no, porque ahorita hay un lío grande con los manifestantes. Al rato tampoco, porque al rato va a haber heridos. Mañana no se puede, porque mañana habrá lío con el peje. Pasado mañana menos, porque habrá devaluación. Al día siguiente tampoco porque es sabadito lindo...

Siempre hay algo más urgente, Antar. Pero lo que te planteo es una cuestión de principios: aceptas el derecho a la secesión, ¿sí o no? Y aceptas que se debe definir el procedimiento concreto para la secesión, ¿sí o no?

noviembre 11, 2009  
Blogger Antar dijo...

Por supuesto que sí. Pero igual aunque apoye el derecho al consumo de drogas y el derecho a la prtación de armas, eso no quiere decir que se las voy a poner enfrente a mi hijo de 6 años a ver qué hace. Me explico? Lo que yo planteo es una una cuestión de sabiduría: ¡Tu sí se las darías a tu hijo de 6 años? Saludos.

noviembre 11, 2009  
Blogger Ricardo Medina Macías dijo...

@Antar y @Gilmore: Perdón por meterme en su intercambio epistolar sobre secesión y federalismo. Tal vez les interese este material sobre el asunto:

http://www.aei.org/outlook/12576

Saludos,

RMM

noviembre 11, 2009  
Blogger William Gilmore dijo...

Parece como si insinuaras, Antar, que los mexicas tenemos 6 años y que, por lo tanto, sería muy peligroso que tengamos derecho a la secesión o que sepamos que lo tenemos. ¿Recomiendas, pues, que ese derecho sea un secreto (digamos, quedaría consignado en la Constitución, pero en forma críptica, y para descifrarlo y leerlo habría que tener una clave secreta)?

No, Antar. Se supone que ya somos mayores de edad. No seas paternalista. Si tu temor es que los yucatecos o los sonorenses se separen y que luego caigan bajo la dictadura de un "reyezuelo"... pues mira: por un lado, los reyes suelen ser personas más decentes que las chusmas "soberanas" o las mafias de la democracia; pero aunque no fuera así, en todo caso sería una bronca de yucatecos o sonorenses: el resto de los mexicanos no tendríamos que pagar ya ese costo -a diferencia de hoy, que tenemos que pagar, vía impuestos, los errores o megalomanías de gobernadores de estados muy lejanos.

Dime algo: ¿para ti es un orgullo ser mexicano? ¿Crees que hay algo llamado la nación mexicana? ¿Sientes que, por ser mexicano, tienes algún derecho especial -"eminente" o "místico"- tanto sobre el petróleo campechano como sobre el golfo bajacaliforniano, las tunas de San Luis o las momias de Guanajuato? ---¿O no crees en tal nación, y separarse de los EU Mexicanos podrá ser complicado en los detalles, pero en esencia no es diferente de separarse de un club o asociación cualquiera?

*****
Gracias, RMM, por el link. Está interesante. A reserva de leerlo con atención, parece una buena crítica del "federalismo cooperativo". ¿Implica eso una defensa del "federalismo competitivo"? ---Sigo prefiriendo la confederación a la federación, aunque se trate de una federación que haga competir a sus miembros.

noviembre 12, 2009  
Blogger Antar dijo...

Mil disculpas por la tardanza en regresar a ésto... motivos personales me lo impidieron.
Gracias Ricardo por el link... cualquier parecido con la utopía mexicana es pura coincidencia... definitivamente estoy con el federalismo competitivo en términos de responsabilidad y crecimiento. Por ejemplo, aquí en Querétaro el nuevo reyezuelo Calzada quita la tenencia (aplausos). Acto seguido critica y manda a sus diputadetes a votar contra la propuesta fiscal del 2% (aplausos?). Y para acabarla de amolar, va y pide más dinero a la federación y más endeudamiento.
O sea... que se jodan en pedir otros!... yo merezco gastar!...
Los estados tienen cada vez más dinero... cada vez más poder y cada vez son menos transparentes... pero eso si: lo políticamente correcto es mentarle la madre a Carstens y a Calderón... jajaja... avispados mexicanos que somos caray!
No, Gilmore... no tengo miedo.... es simple entido común... Es más: De hecho yo también quiero que se acaben YA las guerras... porqué mañana?... Hoy!...
Saludos.

noviembre 19, 2009  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal